El hospital Alto Guadalquivir sensibiliza sobre la ostomía

El hospital Alto Guadalquivir sensibiliza sobre la ostomía

El centro hospitalario posee desde hace 15 años una consulta de educación y seguimiento de estas personas, habiendo pasado por ella alrededor de 200

ANDUJAR IDEALANDÚJAR

El Hospital Alto Guadalquivir, de Andújar, ha organizado una mesa informativa en la que la enfermera referente de pacientes ostomizados, María Dolores Arias, ha explicado qué es un estoma y cómo se ha de mantener durante el tiempo que se tiene -a veces, toda la vida-, ayudando así también a hacer visibles a las personas que los portan y eliminando los posibles prejuicios y falsas creencias que hay en torno a este tema.

Según ha explicado esta profesional, «los pacientes a los que se realiza una ostomía necesitan tener una atención continuada y una educación permanente en hábitos de higiene que mejoren su calidad de vida. Además, hay que señalar que tener una ostomía puede generar en el paciente distintos problemas que pueden ser físicos, emocionales y/o sociales, ya que hay que modificar nuestro comportamiento habitual porque nuestro cuerpo ya no funciona de la misma manera que antes, pudiendo darse tanto en gente joven como de más edad».

Una ostomía es el término con el que se designa la intervención quirúrgica cuyo objetivo es crear una comunicación artificial entre dos órganos o entre una víscera a través de la pared abdominal para conducir al exterior los desechos orgánicos, materia fecal o secreciones del organismo. Según el tiempo de permanencia, éstas pueden ser temporales -si una vez resuelta la causa que las ha originado se puede restablecer la función normal del aparato afectado- o definitivas -si no existe solución de continuidad-. Enfermedades como el cáncer de colon, cáncer de recto, diverticulitis con peritonitis intensa, infartos intestinales, traumatismos graves o problemas anales complejos, pueden requerir de estomas digestivos temporales, mientras que las permanentes vienen dadas por casos menos frecuentes, tales como el cáncer de recto bajo y avanzado, tumores complejos del ano o colitis ulcerosa complicada.

Consulta referente en estomas

El Hospital Alto Guadalquivir cuenta desde hace 15 años con una consulta referente en estomas, que coordina la enfermera María Dolores Arias, desde la que se da una atención integral e individualizada a estos pacientes y sus familias en tres momentos clave: desde antes de ser portadores de un estoma, durante su ingreso, y tras el alta.

Esta atención incluye desde la enseñanza de autocuidado, reconocimiento de complicaciones, así como la obtención de productos sanitarios que necesitan como bolsas y láminas adhesivas que requieren en su día a día.

Durante estos quince años se ha atendido a alrededor de 200 pacientes ostomizados, con una media de 12 pacientes al año. Al ser crónicos, su atención se mantiene a lo largo de su vida.

Según apunta Arias, «el trabajo con ellos comienza antes de la intervención, donde desde la consulta se les realiza el marcaje del punto en el que, en Quirófano, el cirujano le efectuará el estoma. Hoy por hoy se realiza en el 100% de los pacientes programados y se lleva a cabo según apuntan las recomendaciones de guías clínicas».

Durante el tiempo que dura la hospitalización, se le realiza educación sobre medidas de higiene y pautas para llevar mejor este cambio en su vida, además del seguimiento del estoma. Una vez al alta, al paciente se le cita para que vuelva a la consulta aproximadamente una semana después, continuando así con dicho seguimiento. El número de citas posteriores que requieren los pacientes hasta que controlan la nueva situación suele ser de cinco, aunque varía en función de cada paciente por su complejidad.

En la consulta destinada al cuidado de los pacientes ostomizados acuden personas derivadas de los Centros de Salud de la Comarca y de la Consulta de Aparato Digestivo del propio centro. Una de sus ventajas es que los pacientes que son de la zona, aunque no se hayan operado en el hospital andujareño, pueden acudir a ella, evitando así desplazarse a su hospital de referencia.