El municipio ha perdido 30 trenes desde la década de 1990, según los datos de Andújar se Mueve

Reclaman un transporte digno por tren y carretera

Viajeros en la Estación de Autobuses. /J. C. GONZÁLEZ
Viajeros en la Estación de Autobuses. / J. C. GONZÁLEZ

La Asociación Andújar se Mueve pide que se restablezca la antigua línea de autobús por Málaga y una mejora del transporte convencional ferroviario

JOSÉ CARLOS GONZÁLEZANDUJAR CORRESPONSAL

El colectivo Andújar se Mueve reivindica que se siga explotando la tradicional línea de autobús Andújar-Córdoba-Málaga-Costa del Sol Occidental en los mismos términos que antaño (cuando el autobús venía se Irún) independientemente de la compañía que preste el servicio.

La directiva apuesta porque la calidad debe abanderar la atención a la ciudadanía y los viajeros e insta a la Junta de Andalucía que vele por el interés general. Miembros del colectivo indican que antes disfrutaban de unos descuentos de los que ahora no gozan. También exige un transporte ferroviario digno y una mejora de las líneas convencionales que enlacen Andújar con municipios de interés y una dignificación de la conexión con Córdoba, que supone la conexión con la alta velocidad. Este petición entraña también una unión de la ciudad con la estancia de RENFE mediante el servicio de autobuses.

Esta asociación apunta que el transporte y la conexión de la ciudad ha ido perdiendo fuelle en los últimos años. Añade que a la pérdida de trenes, se ha rebajado el servicio de autobús hacia Málaga porque entienden que el servicio no atiende las necesidades de la población.

Reunión en Jaén

Integrantes de la directiva mantuvieron el pasado día 5 de julio una reunión con el delegado de Fomento, Jesús Estrella, para hablar de la concesión de la línea de autobús a Málaga. El delegado le transmitió la intención de mantener el viaje a Málaga por Granada, porque la ve conveniente y útil y estudiar el mantenimiento por Córdoba durante todo el año, que ahora se presta los meses de verano.

Cambio

Andújar se Mueve indica que esta línea que venía de Irún proporcionaba muchas facilidades a los viajeros, que después se trastocó por el cambio de concesionaria. Este colectivo señala que el Ministerio de Fomento le dio la instrucción a la Junta de Andalucía de cambiar la línea que provocó que el autobús no pasara por Córdoba y al final por Granada. Otra empresa cogió la concesión. Esto sucedió en la primavera de 2017 que desató numerosas protestas en la ciudad.

Tras las movilizaciones, la Consejería de Fomento, entonces el titular era Felipe López, la asociación recuperó que para los meses de verano se restableciera el antiguo trazado por Córdoba. Ahora los viajeros pueden ir a Málaga por la ciudad califal y por Granada para llegar a Málaga, pero matizan que no pasa por tantos municipios de la Costa del Sol como antes y pondera que la actual de Córdoba no es tan flexible como antes, porque no se cubre hasta Algeciras. Las dos actuales se cruzan. El colectivo apunta que la anterior concesionaria daba más facilidades a los viajeros.

Andújar se Mueve señala que la delegación territorial de Fomento quiere que las dos líneas sigan funcionando y además planea oficializarlas y darle más legalidad. En este sentido plantea sacarlas a concurso porque la de Córdoba es provisional. Fomento también necesita un músculo de personas que lleguen a Málaga por la provincia de Córdoba y aquí se entraría en una fase de negociaciones con las líneas concesionarias. El colectivo recuerda que las actuales líneas dejan lugares incompletos y añade que no va a cubrir la antigua línea que venía de Irún. Andújar reclama a la Junta de Andalucía que no se plegue a los «intereses de una empresa y vele por el interés de la ciudadanía». Exigen que se cumplan las plazos de las concesiones administrativas.

Tren

Andújar se Mueve constata que el transporte ferroviario está peor que el autobús porque indica que las líneas y trenes que llegan a Andújar se hallan en malas condiciones. Eso en lo que respecta a la calidad, porque en el aspecto cuantitativo en la década de 1990 pasaban por la ciudad 35 trenes en los dos sentidos y ahora solo circulan cinco.