Una Pasión integradora

Salón cofrade donde se pueden observar los trabajos. /J. C. GONZÁLEZ
Salón cofrade donde se pueden observar los trabajos. / J. C. GONZÁLEZ

Los usuarios y trabajadores del Centro de Discapacitados preparan actos con motivos de la Semana Santa

JOSÉ CARLOS GONZÁLEZ ANDUJAR CORRESPONSAL

La Semana Santa en Andújar sabe también mucho de integración e inclusión como se está poniendo de manifiesto en los últimos años en el Complejo de Discapacitados Virgen de la Cabeza, que está acogiendo una serie de actividades en torno a esta manifestación religiosa, que está causando sensación entre la población.

El director del centro, Luis Bueno, recuerda a que los residentes les llamó mucho la atención las procesiones en la ciudad en sus numerosas salidas que realizan por Andújar «les impresionó los pasos, los nazarenos, el olor a incienso y se motivaron a celebrar sus actividades», relata. El costalero y cofrade Fernando Manuel López Ruano les alentó a la creación de las trajes de nazareno mediante unos talleres.

El primer año se sacó un paso en el interior del centro y en el 2016 se elaboró uno con entidad tras una imagen que donó una trabajadora «Su madre se llamaba Consuelo y nos propuso que designásemos a el paso con este nombre». La imagen que procesionó por las calles adyacentes el año pasado fue entregada por la familia Lorenzo y se mantuvo el nombre del Santísimo Cristo del Consuelo.

Este año se ha dado un paso más con la elaboración del cartel a cargo de una trabajadora. Los empleados se han implicado de lleno con los residentes y han elaborado unos pasos en miniatura. Además están acompañados por los túnicas de nazarenos «cada usuario realiza un taller, uno pinta, otro elabora los dibujos, y colaboramos usuarios, monitores y auxiliares, junto con los directores», explica el auxiliar Antonio Caler. Todo este trabajo se puede contemplar en el salón cofrade que se embriaga del aroma del incienso. También se proyectan videos sobre la Semana Santa.

Los preparativos se vienen desarrollando desde hace meses y los residentes viven el resultado y las actividades con mucha ilusión «son partícipes de todo y el resultado lo vamos a ver en la procesión del Martes Santo por la mañana», describe.

En ese día, se va a presentar el cartel, los propios residentes realizarán su pregón contando las vivencias y después, se sacará el paso del Santísimo Cristo del Consuelo por las inmediaciones del centro, con un paso reformado.

Cocina tradicional

paralelamente se ha desarrollado un taller de cocina, donde los usuarios del centro han elaborado sus postres de Semana Santa como los pestiños, los roscos, la leche frito «donde se han implicado con mucho esmero y dedicación, porque son especiales», describe su monitor, Joaquín Casado.

Colegios de la ciudad, colectivos de mayores y sociales y voluntarios de Cruz Roja están visitando el centro para comprobar como se ha quedado el paso y el salón cofrade y de están contagiando del interés y la ilusión con que se han realizado estas actividades.