El negocio de la hostelería pierde un 50% de beneficios por culpa de la crisis

El negocio de la hostelería pierde un 50% de beneficios por culpa de la crisis
  •  

La crisis está golpeando duramente al sector de la hostelería y la restauración en la ciudad, que ha perdido un 50% de los beneficios y también está frenando las contrataciones en este ramo, con mucha tradición en Andújar, que asiste a la pérdida de costumbres tan arraigadas como las 'ligas' de los domingos, o la famosa expresión que sonaba de barra, 'llénale a estos', para después tener su respuesta después.

Miguel Ángel Serrano lleva un conocido negocio que confluye entre la Avenida Polígono Puerta de Madrid y la calle Los Hornos. Admite que nunca en sus 50 años de vida ha visto una crisis de tales dimensiones, "te suben los impuestos, el agua y aparte la gente no viene a consumir y nosotros no podemos subir, porque la gente se gasta menos todavía".

Alberto Mena es el encargado de una cafetería-en la calle San Antonio. Afirma que sus beneficios se han visto reducidos a la mitad porque: "La gente se está quedando en paro y sale cada vez menos a ligar y a tomar el aperitivo e incluso a desayunar, porque está con miedo", constata Mena quien ha advertido la presencia de menos gente joven en su negocio por la pérdida de poder adquisitivo de las familias. Le suele salvar la aceptación que tienen los dulces en horario de tarde, pero avisa que va a tener que recortar personal, "si antes éramos nueve, ahora estamos cinco y ya estamos de más", espeta.

Raúl Molina regenta un café bar con tradición al final de la calle Ollerías. No recuerda ver su terraza tan vacía y lamenta que ahora tenga que cerrar los domingos, cuando antes era un día fuerte. A esto también contribuye la escapada dominical a Las Viñas. Dice que cuando se organizan eventos como el mercado medieval o el Día del Stock, sí que se nota más consumo en su negocio.

Jesús Delgado, quien lleva con sus hermanos un conocido negocio familiar en la Avenida del Polígono Puerta de Madrid, (justo enfrente de la SAFA) denuncia lo que considera una abusiva subida de impuestos que no le deja margen para la contratación de personal. Señala que la gente se casa ahora menos y precisa que las bodas han bajado entre un 10 y un 20%. José Carlos León, señala que en su bar de la Avenida Plaza de Toros la gente cada vez toma menos copas y se reserva mucho a la hora de tomar el aperitivo, "si antes se tomaban alegremente tres o cuatro cervezas, ahora como mucho una o dos", explica.