Rosa Salas en si puesto de la Plaza de España. / J. C. G

El bullicio de la Navidad reporta oxígeno al maltrecho comercio

Los comerciantes y autónomos que participan en el zoco navideño relatan como la recuperación de la actividad les ha aliviado

JOSÉ CARLOS GONZÁLEZ ANDÚJAR

Esta aparente vuelta a la antigua normalidad, pese al virus, está siendo agradecida por los comerciantes y autónomos de la ciudad y de otros puntos de España. El bullicio y la actividad económica les está reportando un gran alivio, porque el confinamiento les obligó a parar, por lo que se vieron asfixiados.

El zoco navideño de la Plaza de España está acogiendo la venta de diversos productos. Además, también están participando empresas de animación en las actividades lúdicas pensadas para los más pequeños.

La andujareña Rosa Salas se dedica a la venta de abalorios flamencos, de prendas de ropa y complementos de fiesta. Señaló que se está desenvolviendo bien en este mercado medieval, porque le está suponiendo un dinero extra para su negocio. Recordó como tuvo que realizar un esfuerzo extra tras el confinamiento para obtener beneficios. Rosa mostró su satisfacción por como está realizando la venta en estos últimos meses, tras la recuperación de los últimos eventos. «En nuestro negocio nos vimos muy afectados al suspenderse los actos, pero fuimos añadiendo artículos diferentes y ahora estamos más contentos porque las bodas han vuelto a resurgir y esperemos que retorne el tema de la moda flamenca», deseó.

«Me ha dado la vida»

Sergio, procedente de la localidad segoviana de Los Ángeles de San Rafael, vende juguetes de cartón y de madera. La apertura de la actividad económica, como dice, «le ha dado la vida». Recorre toda la península con su stand y ya estuvo presente hace un mes en el mercado medieval que se desarrolló en la ciudad.

Sergio Hoyos se dedica en Jaén a la fabricación de dulces y turrones. Confesó que a partir de agosto empezó a trabajar con su puesto desde agosto. «Es difícil recuperarse del parón, pero al menos estamos trabajando», afirmó.