Las películas abordan todos los géneros y acuden personas de todas las edades

El gran referente cultural del verano de los últimos años en Andújar

El gran referente cultural del verano de los últimos años en Andújar

El ciclo de cine 'Los Jueves Milagro' congrega a centenares de vecinos en la Casa de las Acacias, en pleno entorno rural

JOSÉ CARLOS GONZÁLEZ ANDÚJAR CORRESPONSAL

Existe una oferta cultural de los veranos andujareños, que en los últimos años ha adquirido mucho predicamento y arraigo entre la ciudadanía, como es Festival de Cine en el Entorno Rural 'Los Jueves Milagro'.

Su enclave es casi paradisíaco, porque tiene como cobijo un cortijo ubicado en el Camino del Pino llamado La Casa de las Acacias), rodeado y alfombrado de olivares y algodonales en plena zona de regadío y en lontananza ya se pueden vislumbrar las primeras estribaciones de Sierra Morena.

Remedios Peña (una conocida agricultora de la zona) es propietaria de esta casa rural. Su hijo Miguel Ángel fue uno de los fundadores de la asociación que creó esta iniciativa «cuando me comentaron la idea yo accedí sin ningún problemas y además me limpian todos los años». Relata Peña que la pared donde se proyectan las películas era el habitáculo donde sus padres guardaban la paja. «Esta casa la hizo mi padre en el 1952, es humilde y sencilla», describe.

Remedios Peña considera que la idea de proyectar cine los jueves la noche en la tranquilidad y remanso de estos parajes es muy interesante. «Se recupera los desaparecidos cines de verano en la ciudad, donde la gente se congregaba en el Cine Avenida, Cine Español, Cine Tívoli, la plaza de toros y el campo de fútbol porque las noches de calor en Andújar demandan este tipo de iniciativas», pondera Peña, quien apunta como este cine de verano tan 'natural' deja encantados a los centenares de personas que acuden todos los jueves por la noche a este paraje.

Origen

Miguel Ángel Castaño (hijo de Remedios) es el presidente del colectivo 'Los Jueves Milagro', que promovió esta iniciativa. Rememora como hace nueve años surgió esta iniciativa. Era el verano del 2009 cuando ya había irrumpido la crisis y coincidió que jóvenes de la ciudad que se habían quedado en el paro e juntaban por las noche en la casa en los veranos. Mostraban en sus largas conversaciones bajo la quietud de la noche su preocupación por la falta de ofertas de ocio y culturales que había en Andújar, sobre todo en la época estival. «Concretamos que un cine de verano sería la idea para acabar con esta deficiencia», pormenoriza.

Estos jóvenes probaron con una pantalla que había en el cortijo y empezaron a emitir películas. Se decantaron por películas antiguas y comenzaron su andadura con la proyección de la película de Luis Berlanga 'Los Jueves Milagro'. Aquel día se reunieron 10 amigos y decidieron colocar carteles por la ciudad para promocionar esta iniciativa que sigue llevando por nombre la película de Berlanga. A la semana siguiente acudieron 20 personas «el último día del cine de ese verano nos juntamos 90 personas», cuenta. Ya se reúnen cerca de 300 personas que acuden con sus sillas y bocadillos a ver las películas. El agua, la sangría y las cervezas se pueden adquirir al precio de un euro. Los organizadores han fijado esta iniciativa en un mes, porque ya están todos fuera.

En este cine se pueden ver todos los géneros de todos los países «las películas, ni son muy comerciales, ni muy independientes y queremos crear un espacio de interacción donde la gente esté entretenida», detalla Castaño. Hoy en día acuden personas de todas las edades, «estamos muy contentos de la respuesta porque somos una asociación sin ánimo de lucro, porque el dinero que ganamos lo reinvertimos en luces y mejorar el entorno», afirma Castaño. Algunas proyecciones van acompañadas de debates y actuaciones musicales «es un orgullo que con poco recursos se consiga ser un referente en la cultura de la ciudad».

Termina el 16 de agosto

El colectivo Los Jueves Milagro cuenta con el apoyo de algunas firmas comerciales y de colectivos y obliga a sus integrantes a organizarse y emplear mucho tiempo para montar las películas. Este ciclo continúa los días 9 y 16 de agosto y echara el telón porque sus mentores tienen que volver a su lugar de trabajo, a la espera de la llegada de otro verano para llenar el ocio de iliturgitanos y visitantes que en estos días se hallan en la ciudad.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos