El manuscrito de San Juan de la Cruz es otro referente

El cuadro del Greco es el gran reclamo turístico de la ciudad

Cuadro del Greco 'La Oración en el Huerto', que se halla en la parroquia de Santa María la Mayor. /J. C. GONZÁLEZ
Cuadro del Greco 'La Oración en el Huerto', que se halla en la parroquia de Santa María la Mayor. / J. C. GONZÁLEZ
PATRIMONIO

Es el termómetro de las visitas que recibe el municipio

JOSÉ CARLOS GONZÁLEZ ANDÚJAR CORRESPONSAL

El cuadro del Greco ‘La Oración en el Huerto’, que se halla dentro de la iglesia de Santa María, sigue siendo el gran referente turístico de la ciudad y se convierte en el auténtico termómetro del número de visitas que recibe el casco urbano. «Es el gran icono de la ciudad», asevera Antonio Manuel Aceituno, guía turístico de la parroquia.

Muchas son las personas que vienen expresamente a contemplar este obra de arte «acuden no solo personas de España, sino del extranjero, y muchas de estas personas poseen un gran nivel c cultural, porque saben valorar las excelencias de esta obra que se circunscribe a una de las épocas de madurez del Greco», explica Aceituno.

Este cuadro llegó a la ciudad a principios del siglo XVII, que coincide con la finalización de las obras de Santa María y se integraba dentro de una colección de ocho cuadros enclavados en el retablo del alta mayor. Lo encargó Antonio Sirviente de Cárdenas y se salvó del incendio de la Guerra Civil porque en el año 1936 se envió al Museo del Prado para su limpieza. «Pasó la Guerra Civil en el Museo del Prado, después salió a una colección fuera de España y gracias a una gestión del embajador de la Santa Sede volvió a la iglesia de Santa María la Mayor», explica Aceituno. Hoy en día se halla en la capilla de San Idelfonso, donde se admira con mayor esplendor.

San Juan de la Cruz

Pero las entrañas de la parroquia de Santa María la Mayor no solo encierra esta joya artística, porque muy cerca esconde con mucho cariño y sigilo el códice de San Juan de la Cruz ‘Dichos de Luz y Amor’ conocido popularmente como ‘Códice de Andújar’ que fue escrito entre 1580 y 1590 por el poeta místico.

Consta de 12 páginas que recogen aforismos y enseñanzas de San Juan de la Cruz sobre la vida ascendente y cristiana, acorde con lo que ensebó el Señor «son dichos de unos tres a cuatro renglones, es como una especie de cuaderno de campo, en las que el poeta iba escribiendo todas las ideas que se le iban ocurriendo sobre una vida cercana a Dios», detalla Aceituno. Estos escritos aún conservan la vigencia.

Este Códice llega a la ciudad unos meses después de la muerte de San Juan de la Cruz. El fraile que lo cuidó en su última etapa de la vida en Úbeda, arribó a la ciudad andujareña para la fundación de un Convento de Carmelitas. «Se los trajo como un recuerdo personal de su amigo y se conservó en el Convento, y ya en la desamortización de Mendizábal es donado a la familia Piedrola, que tras contactar con el conde de la Quintería, lo depositó en la iglesia de Santa María, justo al lado del Señor de la Paciencia». Los visitantes contemplan el facsímil por cuestiones de seguridad y se expone al culto el original el día 14 de diciembre, día de San Juan de la Cruz. «Esta medida se hace para conservarlo de la luz y de la humedad», subraya Antonio Manuel Aceituno.

Por esta reliquia se interesan muchos extranjeros que testifican el enorme arraigo del turismo religioso en la ciudad.

Temas

Úbeda

Fotos

Vídeos