Una Misa en la Divina Pastora honra a la Guardia Civil

Andújar afianza su compromiso con la identidad nacional

Ceremonia de traslado de la enseña nacional antes de su izado. /J. C. González
Ceremonia de traslado de la enseña nacional antes de su izado. / J. C. González
DÍA DE LA HISPANIDAD

Solemne acto de homenaje a la bandera de España en la Plaza de España

JOSÉ CARLOS GONZÁLEZ LORENTE ANDÚJAR CORRESPONSAL

La ciudad ha revalidado su compromiso con España y ha arropado a la Guardia Civil y a las fuerzas de seguridad en un Día de la Hispanidad, marcado por unas connotaciones especiales y peliagudas para el devenir del país.

El acto del izado de la enseña nacional y del homenaje a los caídos por la Patria se trasladó por segundo año consecutivo al escenario de la Plaza de España, en un día radiante. Por primera vez este acto se celebró antes de la Misa en honor de la Guardia Civil.

A este evento ya tradicional, asistieron representantes de la Corporación Municipal, de la sociedad civil, empresarial y religiosa andujareña y vecinos a nivel particular, algunos de los cuales estuvieron envueltos con los colores rojo y gualda de la bandera nacional, testimoniando su condición de españoles en unos momentos tan difíciles para la integridad nacional. Justo en este lugar tuvo lugar el pasado sábado una concentración para reclamar la unidad de España.

El alcalde, Paco Huertas, (quien estuvo presente en la convocatoria del pasado fin de semana) abrió el acto con un discurso donde destacó que la ciudadanía quiso rendir «nuestro sincero reconocimiento a la labor y al papel que desempeñan las fuerzas y cuerpos de seguridad de Estado, en general, y al trabajo de la guardia Civil en particular».

El primer edil ensalzó los valores del país, que como constató se asientan en los principios de su democracia en los derechos y deberes que recoge la Constitución. «Desde su aprobación hace casi 40 años, nuestra Carta Magna ha supuesto la salvaguarda de la igualdad, de la justicia, de la libertad y, en definitiva, de una forma de convivir en paz, sobre la base del estado de bienestar del que ahora disfrutamos y del que todos y todas formamos parte», enfatizó el primer edil, quien recordó que la Constitución fue el germen de la democracia «que he hecho que España sea un país en libertad un país en libertad y en donde todos y todas hemos construido una sociedad que ha ido avanzando y progresando como país» recalcó.

Variedad y diversidad

El regidor añadió que España se ha caracterizado por su diversidad y por su riqueza cultural. «Lo que durante este periodo nos ha singularizado y caracterizado, no puede convertirse en motivo ni de crispación, ni de conflicto». Añadió que la democracia ha comportado una sociedad libre en la que se garantizan los derechos y se proyecta la modernidad del país con el cúmulo de equipamientos e infraestructuras, «pero, la democracia exige también, el respeto a las normas que todos y todas nos impusimos para construir un futuro mejor para nosotros y nuestros hijos e hijas»., objetó.

El alcalde pidió un respeto escrupuloso de la Ley y de las normas de convivencia que entre todos construimos, pueden garantizar el futuro de nuestro pueblo. «Y el papel de la fuerzas y cuerpos de Seguridad del Estado es clave en el desarrollo de la convivencia y la normalidad democrática», concluyó.

Tras la palabras del alcalde, se procedió al traslado de la bandera nacional por parte de varios integrantes de las fuerzas de seguridad hasta el mastín para ser izada, bajo los acordes del himno nacional interpretados por la Agrupación Musical Maestro Amador.

A este acto no le falto la solemnidad del homenaje de las personas que han dado su vida por la Patria con la colocación de una corona de flores en su honor. También se interpretaron los himnos de la Guardia Civil y el tema ‘La Muerte no es el Fin’. También hubo un instante par a la oración y el recuerdo. Concluyó el homenaje a la bandera de España con la proclamación de los clásicos vivas a España y la Guardia Civil. En esta ocasión se soltaron palomas cargadas de mensaje. Este acto volvió a testimoniar la unión entre todas las fuerzas de seguridad que operan en la ciudad.

Eucaristía

Después se celebró la Eucaristía en la parroquia de la Divina Pastora, con representantes de varios estamentos de la sociedad andujareña. Estuvo presidida por el padre Nicolás Velasco, quien en su homilía recordó la relación existente entre la Virgen del Pilar y la Guardia Civil.

Velasco recordó que la simbiosis empezó a gestarse en la Escuela de Guardias Jóvenes de Valdemoro, donde se preparan los futuros Guardias Civiles «la relación de se fue afianzando hasta que el 24 de septiembre de 1874 fue proclamada patrona de esta Escuela», rememoró el sacerdote integrante de la Comunidad de Padres Paules. Los jóvenes guardias civiles fueron extendiendo la devoción de la Virgen del Pilar a los distintos cuarteles de España, después de terminada su formación. Esto desembocó en la declaración de la Virgen del Pilar como patrona de la Guardia Civil el 8 de febrero de 1913, por parte de Alfonso XIII. Nicolás Velasco simbolizó la labor de protección y cuidado que realiza la Virgen con el trabajo de la Guardia Civil con la sociedad. También tuvo un recuerdo especial para las fuerzas de seguridad que están pasando por unos momentos delicados.

Fotos

Vídeos